País Vasco y Francia – Hendaya y Hondarribia día 2

Nuestro segundo día por tierras vasco-francesas comenzó mejor, nos levantamos sobre las nueve de la mañana con buen tiempo para pasar la mañana en castillo Abbadia de Hendaya.

El castillo se encuentra en la parte más lejana de Hendaya con respecto a la frontera española, así que decimos ir en coche. Tras unos veinte minutos ya estábamos en el parking y listos para conocer la que fue la casa de Antoine d’Abbadia, que fue un explorador, apasionado por la geografía, la astrología y varias culturas del mundo del siglo XIX.

En el castillo, podréis observar diferentes mapas cartográficos que realizó, instrumentos con los que estudiaba las estrellas, así como las estancias donde vivió y desarrollo su trabajo.

Tras la visita al castillo, fuimos a dar una vuelta por el Domaine d’Abbadia. Este es un parque natural protegido y formado por 64 hectáreas que rodean el Château d’Abbadia. La entrada es gratuita, pero el parking es de pago y de espacio muy reducido. Aunque el castillo y el parque natural se encuentran juntos, pertenecen a propietarios diferentes, por lo que no es posible llegar desde uno al otro andando.

Desde el Domaine d’Abbadia es posible disfrutar de las vistas a las “rocas gemelas” de Hendaya así como también de las formaciones rocosas conocidas como flysch (restos de roca erosionada por la mar en forma de costillar), las cuales se encuentran en varias partes de la costa vasca.

Rocas Gemelas en Domaine d’Abbadia de Hendaya - Francia
Rocas Gemelas en Domaine d’Abbadia de Hendaya – Francia

Tras descansar un rato en este bello paraje natural, volvimos a Hondarribia para comer/merendar, ya que queríamos probar los pintxos de los restaurantes que nos habían recomendado. Aunque sea el más caro que nos recomendaron (20€ tres pintxos y tres cañones, cervezas en vaso ancho), os recomiendo que probéis los pintxos del bar Gran Sol, aunque en general, todos estaban muy buenos.

Pintxo del bar Gran Sol en Hondarribia - Guipúzcoa
Pintxo del bar Gran Sol en Hondarribia – Guipúzcoa

Tras comer un poco, decidimos ir a la playa de Hondarribia, pero el agua estaba muy fría ya que el día anterior había estado lloviendo y que es el Cantábrico, por lo que nos dimos un pequeño chapuzón, tomamos el sol como una media hora y fuimos al camping a darnos una ducha antes de terminar nuestro día de hoy subiendo al monte que da nombre al camping, el monte Jaizkibel.

Nuestra primera parada en el Jaizkibel, fue el Santuario de Guadalupe y el mirador del mismo nombre, desde se obtienen unas preciosas vistas del golfo de Vizcaya, donde si hace buen tiempo, puedes llegar a ver la localidad francesa de Biarritz.

Tras una breve parada, continuamos a través de un camino de arena hasta llegar a la Torre V de Jaizkibel y de allí al faro de Higuer, donde se pueden ver unas puestas de sol impresionantes.

 

Sin ya nada más que hacer, cogimos el coche y fuimos al camping para tomar algo allí tranquilamente, cenar e irnos a la cama, en lo que sería el final de nuestro segundo día por tierras vasco-francesas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.