País Vasco y Francia – Bayona (y la fabrica de chocolate) y Espelette día 3

Nuestro tercer día iba ser un día dulce. Nos levantamos temprano y, sin desayunar, pusimos rumbo a otra ciudad del sur de Francia, Bayona.

Como os decía, nuestro tercer día iba a ser muy dulce, y es porque nuestra primera parada era en L’Atelier Du Chocolat, una de las muchas fábricas de chocolate de la zona, donde aparte de poder ver diferentes máquinas antiguas durante el recorrido, también podrás ver como los trabajadores trabajan el chocolate y hacen las tabletas o bombones. Y lo mejor de todo, viene al final, una degustación de los diferentes tipos de chocolate que fabrican (imaginaos la cara de Homer Simpson cuando piensa en comida 😀 ).

 

Tras ponernos un poco gorditos a chocolate 😀 , continuamos el día por calles de Bayona, en el barrio de Saint-Esprit, donde se encuentran la ciudadela y la estación de tren. Este barrio se diferencia del resto de Bayona ya que en el siglo XVIII estuvo ocupado mayoritariamente por judíos que escapaban de la inquisición en España.

 

Tras recorrer las calles del barrio de Saint-Esprit, cruzamos el puente del mismo nombre para ir al barrio de Petit Bayonne (Pequeña Bayona). Lo mejor para recorrer las calles de este pintoresco barrio es perderte por sus calles y contemplar las construcciones típicas de la zona. Nosotros decidimos parar a comer en este barrio, ya que aparte de ser ya la hora de comer (recordar que en Francia se come a la una del mediodía aproximadamente), está repleto de bares y terrazas para poder comer al aire libre.

 

Tras una refrescante cerveza y comer algo, proseguimos la marcha hacia el barrio de Grand Bayonne, donde se encuentra la catedral de Santa María. Construida en el siglo XIII y de estilo gótico, esta catedral predomina sobre el panorama la ciudad de Bayona y cuenta con uno de los mayores claustros de Francia construido en el mismo siglo.

No lejos de la catedral se encuentra el  Château-Vieux (castillo viejo). Construido en el siglo XII por los vizcondes de Lapurdi, fue originalmente la residencia oficial de los gobernadores de la ciudad, pasando a ser hoy en día, un edificio que pertenece al ejército, por lo que no está abierto al público.

Château-Vieux - Bayona
Château-Vieux – Bayona

Tras el Château-Vieux se encuentra el Jardín Botánico de Bayona, el cual abrió sus puertas en los años noventa. Cuenta con una extensión de 3.000 metros2 y en su entrada por la calle Avenue du 11 Novembre, se encuentra el monumento a los caídos por Francia en la Primera Guerra Mundial.

Volvimos sobre nuestros pasos atravesando de nuevo el Jardín Botánico hasta llegar a la puerta de España, donde antiguamente llegaba la carretera que cruzaba la frontera.

Vistas del barrio Grand Bayonne y de parte de la muralla desde la Puerta de España - Bayona
Vistas del barrio Grand Bayonne y de parte de la muralla desde la Puerta de España – Bayona

Volvimos a por el coche atravesando todo el barrio de Grand Bayonne, para dirigirnos a lo que sería nuestro último lugar para visitar en esta ciudad francesa, el Château-Neuf (castillo nuevo). Este castillo construido en el siglo XV por Carlos IV, en la actualidad pertenece a la Universidad de Bayona y está cerrado al público, aunque puedes pasear por sus alrededores y contemplar los tejados de la ciudad con las prominentes torres de la catedral en el centro.

bayona

Tras visitar y conocer el bonito pueblo de Bayona, pusimos rumbo al pueblo de Espelette, a tan solo media hora en coche.

Las calles y casas de Espelette parecen sacadas de un cuadro, donde podréis disfrutar de sus casas tradicionales vascas, a ambos lados de las calles, haciendo gala del producto de exportación número uno del pueblo, el Piment d’Espelette o “Pimiento de Espelette”, colgado de sus fachadas.

Fachada con los Piment d’Espelette - Espelette
Fachada con los Piment d’Espelette – Espelette

A parte de poder dar una vuelta por el pueblo y ver los pimientos secándose en las fachadas de las casas, podréis disfrutar de un pequeño juego, historia y cata en la Tienda de Pimientos de Espelette o “Atelier du Piment Espelette”.

Primeramente os darán un cuestionario (lo malo que es en francés o euskera, pero en francés lo entendimos bien) el cual tendréis que responder recorriendo las diferentes matas de los pimientos que tienen en el terreno sembrado. Una vez terminéis el cuestionario, corregiréis las respuestas y os darán las aclaraciones a las respuestas y por último, una pequeña cata de algunos de los diferentes tipos de productos creados con los pimientos como mermeladas, confituras, caviares, etc (cuidado que hay algunos que pican, y mucho 😀 ).

Tras deleitarnos con estas exquisiteces de pimientos, pusimos rumbo al camping para descansar y tomarnos unas cervezas fresquitas antes de cenar y dormir.

sigiuente dia

 

dia anterior

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.